viernes, 11 de diciembre de 2015

El miedo


Horas que parecen días, que parecen semanas, que parecen meses…
 
Las lágrimas de mi padre cuando le dije “estoy embarazada”. La sonrisa de mi madre. Los saltos de alegría de mi hermano. Y nuestra complicidad ante un secreto que de momento guardamos como un tesoro. El resto del mundo sigue girando… más despacio que nunca.
 
Un ramo de rosas al llegar a casa, “porque nunca fuimos tan felices como hoy”.
 
Los problemas del trabajo que ahora me parecen pequeños, pequeños…
 
Las fuerzas perdidas que han vuelto de golpe.
 
Mi confianza. Vuelvo a ser yo.
 
Mis ojos, por fin. Reconozco mi mirada.
 
El abrazo de nuestros mejores amigos que un día lucharon como luchamos nosotros. Y no lo consiguieron. Y ahora esperan que su hijo llegue de un país muy lejano. Lloramos las dos porque nuestros sueños empiezan a cumplirse. Y sé que ella está contenta a pesar de su dolor. Y no hay amistad mejor ni más limpia…
 
Y el miedo.
 
El miedo que me impide pensar en mi hijo.
 
El miedo de que todo esto termine. Que no vaya bien. La sensación de estar haciendo equilibrios al borde de un precipicio.
 
El miedo y yo. Hoy hicimos un trato.
 
Yo le respeto y él no me acecha.
 
Solo falta una semana para nuestra primera eco. Solo. Y a mi me parece una eternidad…
 
 
 

11 comentarios:

  1. Te entiendo tanto tanto tanto...
    Me encantaría decirte que no te preocupes que el miedo se irá pero te mentiría. Eres madre y el miedo te acompañará en este camino.
    Un gran abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y junto al miedo irán la ilusión y la alegría por supuesto. Lo que quise decir es que el ser madre implica todas esas emociones.

      Eliminar
    2. Oohh... "ser madre"... aún no me lo creo. Pienso que están hablando de otra persona! Pero no, soy yo. Y es tan emocionante. Y aterrador... Aish! Quiero que pase el tiempo!!
      Muchas gracias por estar ahí...
      Un abrazo enorme. :-)

      Eliminar
  2. Yo he pasado mucho mucho miedo totalmente infundado !!! Pero el screening salió bien y ya parece que respiro un poquito más. No te culpes y ponte metitas cortas !! Enhorabuenisma

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Primero de todo: ENHORABUENA!!!! Me alegro mucho!! Espero que sigas contándome que todo va estupendo, y que el verano que viene ya estás con tu bebé en brazos...;-)

      Un abrazo!!

      Eliminar
  3. Alba, te entiendo mucho y opino lo mismo que Valeska: lamentablemente el miedo viene un poco con la maternidad, junto con otras cosas por supuesto bellísimas, pero va a estar ahí, hacete amiga jajaja! Lo que a mí más me funcionó siempre es armar planes y organizar actividades para ayudar a pasar el tiempo y calmar la ansiedad! Entretenida siempre se pasa más rápido, ¿no? Beso enorme y a disfrutar de este sueño que se cada minuto es más real ♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja! En eso estoy... igual un dia le invito a café y jugamos un parchís. Maldito miedo!! Le ganamos la partida seguro... que a fuertes no nos gana nadie.
      Un beso enorme, desde el otro lado del mar. :-)

      Eliminar
  4. Animo, la eco espera es super dura! Yo tenia mucho miedo, estaba cagada y entiendo perfectamente la sensación que describes.

    Después volví a tener miedo, al final me ganó el tipo la batalla durante mi embarazo...
    Ahora miro a mi hija y muchas veces quiere aparecer, de hecho algunas lo consigue.

    Yo también he pactado con él.

    Al final comprendí que toda la experiencia anterior que hemos vivido nos ha marcado y el miedo es una de esas secuelas. Me perdoné, le abrí la puerta, no para ser amigos pero si para respetarnos como tu dices.

    Un besazo wapa y que pase el tiempo volando!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, de corazón. Me consuela pensar que no soy la única miedica de por aquí... aunque siento que a veces te sientas así. Lo que nos ha tocado vivir no es justo. Nos roba tantas cosas... pero a la vez no da una intensidad que creo que no habría sentido nunca de no ser por esta lucha. No sé... igual no compensa (seguro que no, nada compensa el dolor) pero quiero pensar que nos hace sentir todo esto con mucha más consciencia e intensidad. Aunque... eso nunca lo sabré!! Porque nunca más seré "inocente" en este tema ni nunca seré una "embarazada normal". Qué cosas...
      En resumen: gracias por estar ahí... un abrazo grande, grande, grande!!

      Eliminar
  5. esta bien ,hacer un trato es bueno,xq no creo que desaparezca, no puedes contra el ,asi que unete,siempre va a estar cerca como decis, pero que no te coma la cabeza, que vaya muy muy bien esa esperada eco, un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tus palabras...

      un beso enorme!!

      Eliminar